Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Sección de idiomas

ES

Fin de la sección de idiomas

Acceso / Registro

Sección de utilidades

Fin de la sección de utilidades

MENÚ
Menú secundario Fin del menú secundario

Comienza el contenido principal

Francisco Bethencourt: “La expedición de Magallanes-Elcano abrió el comercio al Pacífico”

Humanidades Publicado el 13/10/2020

La expedición de Magallanes-Elcano y la expansión española en el Nuevo Mundo estimuló el interés en la exploración del Pacífico, debido a los alentadores informes sobre las riquezas del Lejano Oriente que llegaban de los portugueses en Macao y luego en Nagasaki.  Así lo ha recordado el historiador Francisco Bethencourt, del King’s College de Londres.

Madrid. 13 de octubre de 2020. La expedición de Magallanes-Elcano y la expansión española en el Nuevo Mundo estimuló el interés en la exploración del Pacífico, debido a los alentadores informes sobre las riquezas del Lejano Oriente que llegaban de los portugueses en Macao y luego en Nagasaki.  Así lo ha recordado el historiador Francisco Bethencourt, del King’s College de Londres, durante la conferencia online que ha organizado la Fundación Ramón Areces con la Cátedra Luis de Camoens de la Universidad Carlos III de Madrid para analizar el impacto de la circunnavegación del mundo.

"El primer viaje involuntario de circunnavegación del mundo, organizado en 1519 por el portugués Fernão Magalhães (Magallanes) y patrocinado por la Corona castellana, reflejó tanto la rivalidad como la cooperación entre portugueses y castellanos en la exploración y colonización de ultramar. La intención original era afirmar que las islas Molucas formaban parte del área castellana de navegación mundial definida por el Tratado de Tordesillas firmado por las dos coronas en 1494”, ha afirmado este historiador. Los intereses comerciales y la búsqueda de materias primas eran prioritarias en el diseño de estas misiones. “La exploración de España y Portugal del Atlántico había estado impulsada hasta entonces por la búsqueda de tintes, metales preciosos y bacalao, además de por la caña de azúcar. Magallanes, que había sido capitán de barco en el Océano Índico entre 1505 y 1512 y que había participado en las expediciones portuguesas a Malaca, era buen conocedor de estas rutas y de los intereses comerciales en China, el sur de Asia e Irán”, ha recordado.

“La exploración de España y Portugal del Atlántico había estado impulsada hasta entonces por la búsqueda de tintes, metales preciosos y bacalao, además de por la caña de azúcar”

 

A juicio de este investigador, los intereses políticos y económicos entre Castilla y Portugal se enredaron cada vez más durante las siguientes décadas, “lo que posiblemente contribuiría a la unificación de las Coronas Ibéricas en 1580”. Para Bethencourt, “la dimensión social del comercio marítimo intercontinental jugó un papel importante en este proceso histórico”. “Finalmente, la expansión del mundo ibérico debe situarse firmemente en el contexto internacional del cristianismo dividido por la Reforma, la expansión de los imperios otomano y chino, la importancia económica de África occidental, la colonización de las Américas y la exploración de Asia”, ha destacado.

Este historiador del King’s College ha explicado cómo los marinos españoles y portugueses se ayudaban de los nativos de los nuevos lugares a los que llegaban para trazar los mapas y así hacer avanzar la cartografía. “Los javaneses, como muchos otros pueblos de Asia, podían dibujar mapas. El sudeste asiático tiene un sistema de navegación complejo y sin la ayuda local hubiera sido mucho más difícil encontrar el camino”, ha explicado. 

Entre los beneficios de la primera circunnavegación del mundo por Magallanes y sus hombres, Bethencourt ha destacado cómo se pudo valorar, por primera vez, el tamaño del Océano Pacífico, algo que se reflejó en la geografía y en la cartografía. “Se descubrió nueva fauna y flora, lo que se sumó al extraordinario aumento de conocimiento en estos campos como resultado de la expansión en el Nuevo Mundo. La exploración de este vasto océano se desarrollaría inmensamente en los siglos XVIII y XIX con viajes británicos, franceses y rusos, en los que el beneficio comercial inmediato fue reemplazado por el conocimiento geográfico y el propósito político a largo plazo de la colonización. Podría decirse que el viaje de Magallanes abrió el camino a un enorme intercambio de conocimientos”, ha concluido.

  • Actividades relacionadas
  • Noticias relacionadas
  • Publicaciones relacionadas
  • Blog entradas relacionadas

Revista FRA Nº 23

Julio 2020 Revista

Revista FRA Nº 22

Diciembre 2019 Revista

Revista FRA Nº 21

Julio 2019 Revista

ver todas

Fin del contenido principal